Conocer la presión de los neumáticos de tu coche puede ser complicado a veces, pues la misma puede variar dependiendo del modelo y del tipo de rueda. Debes mantener la presión en su nivel correcto para evitar correr ciertos riesgos.

Generalmente, los neumáticos pueden perder presión paulatinamente por diferentes circunstancias (temperaturas frías o muy calientes, recorrido largo, grandes cargas) ¿Sabes cómo darte cuenta si eso ocurre? Los coches más nuevos ya incluyen sensores que detectan los niveles de presión en ruedas e incluso avisan si son bajos. Pero en muchos vehículos este no es el caso.

Lo mejor para evitar este problema es siempre solicitar un mantenimiento correcto para tus neumáticos. Pues de esta manera te mantendrás seguro y siempre sabrás que las ruedas funcionarán óptimamente. Sin embargo, también deberías medir la presión de los neumáticos como parte de tu rutina habitual. Por eso, te hemos traído está pequeña guía al respecto.

¿Cuántos bares de presión tiene que tener un neumático?

Antes de encargarte de medir la presión de los neumáticos debes conocer cuál es el nivel correcto. Hay muchos lugares donde puedes conseguir esta información, incluyendo el manual del vehículo, la búsqueda por internet o las puertas y la tapa del combustible.

En general, la información que estás buscando también incluye el peso total y el tamaño del vehículo. Al igual que, el tamaño recomendado de la rueda y la masa del equipo fijo autorizado del vehículo (tara).

Una vez que descubras la presión recomendada para tu vehículo entonces tendrás que comprobar el estado de tus ruedas. Sin embargo, también necesitas tener en cuenta la carga que llevarás.

Después de todo, no es la misma presión recomendada para un vehículo que solo lleva al conductor en comparación a otro que lleve 5 ocupantes y equipaje.

>  Verdades y mitos sobre la presión de los neumáticos en verano

Cuántos-bares-de-presión-tiene-que-tener-un-neumático

¿Cómo saber la presión de aire de los neumáticos?

Es recomendable que la presión de los neumáticos se mida todos los meses y sobre todo antes de realizar un viaje. Esto lo puedes hacer desde tu casa pero para ello debes esperar a que las ruedas estén en frío (2 horas sin rodar), ya que los neumáticos reaccionan  muy rápido a los cambios de temperatura y por lo tanto, el calor daría una lectura errónea.

Lo principal es un medidor de presión que sea fiable, estos pueden tener un diseño tradicional o ser de los digitales con batería propia. Estas herramientas cuestan alrededor de 20 euros.

Su funcionamiento suele ser el siguiente:

  • Desenrosca los tapones que cubren las válvulas del neumático.
  • Coloca la manguera que sale del medidor en la válvula del neumático.
  • Revisa la lectura en bares del medidor y verifica que sea la que indica el fabricante.
  • Si la lectura es más alta de lo debido debes empujar la válvula y dejar que salga un poco de aire.
  • En el caso de que la lectura sea inferior, entonces habría que inflar el neumático hasta llegar al nivel óptimo.

Presión de las ruedas insuficiente: Consecuencias

Si la presión de los neumáticos no es la adecuada, entonces podrías experimentar varios problemas. Lo primero es un mayor desgaste del habitual pero en el peor de los casos la rueda se puede reventar.

Las presiones muy bajas de aire producen además un mayor riesgo, al aumentar la distancia requerida para el frenado. Incluso solo 1.0 bar menos aumenta la distancia de frenado de un vehículo que pasa de 90km/h a 70km/h en 5metros.

Por lo tanto, disminuye la adherencia en las superficies problemáticas, como un pavimento mojado. Así que, evita este tipo de superficies para no patinar con el coche.

Tampoco puedes olvidar que un neumático con menos presión de la apropiada aumenta la resistencia al rodaje. En vista de ello, el motor tendrá que esforzarse más y gastar mayor combustible, por lo que podrías tener que gastar hasta un 6% más de carburante. De hecho, incluso se recomienda elevar un poco más la presión mínima indicada, para así poder mejorar la eficiencia.

>  Neumáticos para lluvia: mejores modelos y consejos para circular con seguridad

¿Qué pasa si los neumáticos están muy inflados?

Tampoco está bien llevar una alta presión en las ruedas del coche, pues esta circunstancia hará que la superficie en contacto con el suelo sea menor.

Concretamente, la banda de rodadura se desgastará más rápido en el centro y podría experimentar riesgos al cruzar un camino en mal estado. Todo esto podría ocurrir si la presión de los neumáticos es demasiado alta.

Sin embargo, hay que entender algunas cosas: lo primero, es que la presión máxima no es lo máximo que el neumático puede soportar antes de explotar. Sino que es la presión máxima que el neumático tiene que tener al llevar la carga máxima. De hecho,si vas a aumentar la carga, la presión de los neumáticos traseros siempre debería ser aumentada un poco.

Qué-pasa-si-los-neumáticos-están-muy-inflados

Verifica la presión de los neumáticos con los profesionales

Si quieres conocer cuál es la presión de tus neumáticos, nuestro gran equipo de profesionales estará encantado de poder ayudarte. Esto ya no supondrá ningún problema, así que si vas a realizar un viaje largo o dudas de que tus neumáticos tengan la presión correcta, en Neumáticos Km0 nos encargamos de comprobarlo.

No hay nada mejor que verificar la presión de los neumáticos con verdaderos profesionales. Por eso en neumáticos km0 te ofrecemos un servicio completo de mantenimiento para las ruedas, de tal forma que siempre recorras el camino con seguridad.

Te garantizamos la máxima seguridad, no dudes en confiar en nosotros. Y si te ha surgido alguna duda o necesitas cualquier aclaración adicional ponte en contacto con nosotros, estaremos encantados de poder ayudarte.